jueves, 10 de marzo de 2011

Si se nos reconoce, no se nos mata
por eso nos matamos para que se nos reconozca.
Hemos vendido el sueño, pero sigue siendo nuestro por
eso nos llama por la noche en forma
de pensamientos, muy negros.

No hay comentarios:

Publicar un comentario